Secretaría Distrital de Integración Social

Secretaría Distrital de Integración Social

A- A A+

José Ananías, el cultivador de la tierra y de sus sueños

José Ananias

 

• Mientras algunas puertas se cerraban en la vida de Ananías, otras, como las del Centro de Cuidado Transitorio Quiroga, se abrían para recibir a este campesino que disfruta del cuidado de la huerta comunitaria en la localidad de Rafael Uribe Uribe.

• Este Centro tiene una disponibilidad de cupo diario de 62 personas mayores en el día y en la noche. Hace parte del servicio que presta la Secretaría de Integración Social en el componente de atención a la población mayor a la que se le ofrece alojamiento, acompañamiento sicosocial, nutrición, apoyo en enfermería y lavandería.

• Estos centros se encuentran en las localidades de Bosa, Rafael Uribe, Puente Aranda y San Cristóbal.

Bogotá, D.C, marzo 14 de 2023. José Ananías Melgarejo Mojica vive actualmente en el Centro de Cuidado Transitorio Quiroga para personas mayores. Llegó allí en medio de una serie de situaciones personales que llevaron a perderlo todo. “Yo trabajaba bien, vivía holgadamente, con buenas comodidades, pero con la pandemia me arruiné”, dice José.

A Ananías, nadie más le dio trabajo en construcción que era su especialidad; pasó al rebusque en las ventas informales, pero tuvo que terminar con este negocio en el tiempo de la pandemia, situación que lo obligó a echar mano de los pocos ahorros, como el mismo menciona, hasta que se agotaron. No pudo pagar más arriendo, no hubo para los alimentos y el hambre lo devastó.

De su familia, cuenta que fue otro episodio duro en su vida; no pudo tener hijos y su esposa falleció de cáncer de páncreas, el drama se acentuó tanto que la granja que tenía en Boyacá, su tierra natal, la vendió. “Yo me casé, trabajaba en el campo y hasta bonito, porque uno vive lo más de bueno, quede viudo y me ‘achanté’, duré 16 años casado con mi esposa”.

Cuando llegó a Bogotá, Ananías se dedicó a la construcción donde aprendió profesionalmente. “Yo soy armador de hierro y armador de placas de los buenecitos”, señala José Ananías. Sin embargo, después de un tiempo no logró conseguir trabajo en esa especialidad porque también los años le pasaron factura. “No me dieron más trabajo porque me declararon no acto para trabajar a mis 60 años”, expresa Ananías, quien decidió, entonces, acudir al Centro de Cuidado Transitorio Quiroga para personas mayores por sugerencia de los hermanos que vivían en Bogotá.

“Llegar a este nuevo hogar fue duro, fueron 14 días encerrado en plena pandemia, pero ahora me siento bien, cómodo y el trato es muy bueno para nosotros. Lo que nos queda es confirmar que somos tierra y allá vamos a volver a parar”, reflexiona Ananías.

Con el tiempo fue descubriendo que allí podría sacar sus habilidades del campo. En el Centro de Cuidado se motivó a participar en la iniciativa de hacer una huerta casera donde empezaron a cultivar verduras surtidas en miniatura como la lechuga, el cilantro, la papa, el orégano y la rúgula, entre otras.

La iniciativa de la huerta casera comunitaria comienza en octubre del año pasado y, a la fecha, han cosechado rábanos y cilantro, plantas orgánicas porque no se utiliza ningún químico. Ananías la denomina huerta comunitaria porque los otros compañeros le ayudan. Sin embargo, se siente muy bien atendiéndola solo, pues, - a su juicio- sus compañeros desconocen este oficio y, en algunas ocasiones, se presentan fricciones. “Con las plantas no debe haber contradicciones porque ellas se enojan”, advierte Ananías.

“El proyecto de la huerta urbana busca fortalecer las redes sociales y comunitarias entre pares de las personas mayores que acuden al Centro y la dignificación de los saberes de ellos y ellas”, explica Tania Forero, trabajadora social del Centro Quiroga.

El Centro de Cuidado Transitorio Quiroga tiene una disponibilidad de cupo diario de 62 personas mayores en el día y noche. Hace parte del convenio con la Secretaría de Integración Social con el componente de atención a la población mayor donde se ofrece alojamiento seguro, acompañamiento sicosocial, nutrición, apoyo en enfermería y lavandería.

En cuanto a los requisitos, se trata de un servicio destinado a hombres y mujeres que están en riesgo o habitan calle, tiene una condición de vulnerabilidad y carecen de redes de apoyo, tanto familiar como social.

Ananías ha encontrado en este lugar un espacio para sentirse vivo de nuevo, dejando atrás todas sus tragedias y disfrutando de una vejez libre de maltrato o en alguna calle de la ciudad.

 

Noticias Recientes

Infancia y Adolescencia 19 Julio 2024

Verónica, una sabedora emberá que preserva y comparte su cultura en el jardín infantil Pájara Pinta de Engativá

Verónica, una sabedora emberá que preserva y comparte su cultura en el jardín infantil Pájara Pinta de Engativá
• La presencia de Verónica en el jardín ha facilitado un in...
Ingreso Mínimo Garantizado 18 Julio 2024

Ingreso Mínimo Garantizado se ajusta a la nueva foto de la pobreza en Bogotá

Ingreso Mínimo Garantizado se ajusta a la nueva foto de la pobreza en Bogotá
• En total, los beneficiarios de Ingreso Mínimo Garantizado...
LGBTI 18 Julio 2024

Confección de ropa personalizada en la Casa LGBTI Sebastián Romero

Confección de ropa personalizada en la Casa LGBTI Sebastián Romero
• Gracias al Centro de Desarrollo Comunitario Titos Garzón...