Secretaría Distrital de Integración Social

Facebook Twitter YouTube Escudo Colombia
A- A A+

Guadalupe y Galy Galiano cumplieron ‘La Cita’

 

 
Bogotá, septiembre 13 de 2018. Aún está latente en la retina de los ciudadanos cuando el pasado 31 de agosto, Yuly Alejandra Martínez, una adolescente con discapacidad visual hizo realidad su más grande sueño: conocer a su artista favorito, Galy Galiano, destacado cantautor colombiano. 

Desde ese día, y luego de que el cantante la visitara en su humilde vivienda en la vereda Chorrillos II, de Suba, se selló una bonita amistad y nació en el corazón de la joven la expectativa de la joven de cumplir otro sueño: cantar una canción a dúo con el artista, y luego escucharla en un estudio de grabación.

Fue así como Yuly con una voz hermosa y conocida artísticamente como ‘Guadalupe’ fue invitada por Galy a su casa. Presurosa se preparó, ataviada con sus mejores galas para el reencuentro con el maestro. Acompañada de su tía-mamá Rubiela Guzmán, y llevando una flauta la joven salió a verse con el Galy.

Durante el trayecto, desde Suba hasta Chía, Guadalupe no paraba de cantar los temas de su ídolo y de recordar detalles de su primer encuentro en donde recalcaba que su casa aún tenía el aroma del cantante. La podía sentir en el sofá, la cocina y los pasillos de las escaleras.

Ya en el predio del cantante un “Holaaaa Guadalupeeee” rompió el hielo y guió a la joven a los brazos de su amigo. Al interior de la casa y con el desparpajo que le caracteriza Guadalupe le dedicó al artista una composición hecha por ella y titulada ‘Conocerte a ti’. Acto seguido Guadalupe con elementos braille escribió en uno de sus cuadernos en los que adelanta su escolarización el nombre Galy Galiano y le enseñó al maestro algunos códigos que se manejan en este lenguaje para personas con discapacidad visual.

Orientada por el maestro, Guadalupe realizó algunos acordes en un piano, uno de los elementos inspiradores del artista en sus más de 300 composiciones musicales en géneros tan diversos como: balada, vallenato, salsa y música popular.

Pero la gran sorpresa que le tenía preparada el artista, natural de Chiriguaná, en el Departamento del Cesar, a Guadalupe estaba por realizarse.

Entre micrófonos, audífonos, teclas, perillas y acompañados de un ingeniero de sonido, Guadalupe y Galy fundieron sus voces cantando uno de los reconocidos éxitos del artista: ‘La Cita’, en una versión más rumbera. Sí era cierto, Guadalupe estaba en el estudio del maestro grabando una canción. Su voz y energía brillaban con luz propia, realmente un momento único e impensado hasta hace pocos días.

Para Guadalupe cantar con el maestro fue tan majestuoso como escuchar la grabación minutos después. A un costado sin palabras, apoderada por la emoción, Rubiela a punto de estallar en llanto, no podía dar credibilidad a ese sueño, que delante de ella se convertía en realidad para su sobrina.

Ya más calmada Guadalupe agradeció al artista la invitación a su casa y la posibilidad de grabar un tema con él. “Galy es un artista íntegro. Escucho en sus canciones y lo que dice en ellas la sinceridad de un ser sin igual”, dijo la joven.

Finalmente y tras un grato reencuentro la ‘Fórmula G’, Guadalupe y Galy, se despidieron para seguir con sus vidas. Ella en su colegio y él en el lanzamiento de su nuevo trabajo, pero unidos a través del corazón por una bonita amistad.
 

 
 
Facebook

Noticias Recientes
Juventud 19 Octubre 2020

Casa de la Juventud rodante para la localidad de Sumapaz

Casa de la Juventud rodante para la localidad de Sumapaz
La Secretaría Distrital de Integración Social llegará con m...
Infancia y Adolescencia 19 Octubre 2020

Sueños que se hacen realidad con la ayuda de los Centros Amar

Sueños que se hacen realidad con la ayuda de los Centros Amar
Bogotá, D.C., 19 de octubre de 2020. La historia de Laura D...
Seguridad Alimentaria 19 Octubre 2020

Con cocidos boyacenses se celebró el Día de la Alimentación

Con cocidos boyacenses se celebró el Día de la Alimentación
• La Secretaría de Integración Social, junto a empresas pri...
Footer