Secretaría Distrital de Integración Social

Facebook Twitter YouTube Escudo Colombia
A- A A+

Arte y agricultura en Sasaima para exhabitantes de calle

 

 
• La Subdirección para la Adultez de la Secretaría Distrital de Integración Social (SDIS) cuenta, actualmente, con ocho unidades operativas para ciudadanos habitantes de calle, tres se encuentran ubicadas fuera de Bogotá.

• Las comunidades de vida La Victoria y El Rosario, cada una, ofrece cobertura de 100 cupos. Cultura y agricultura, las actividades que ayudan en los procesos psicosociales.

Bogotá, 25 de noviembre de 2020. La Subdirección para la Adultez de la Secretaría Distrital de Integración Social, liderada por Xinia Navarro, no solo cuenta con cinco unidades operativas para brindar atención a los exhabitantes de calle en Bogotá, sino que, además, tiene tres comunidades de vida en dos municipios de Cundinamarca.

En Sasaima se encuentran dos unidades operativas que, a través del contacto con la naturaleza y la agricultura los participantes avanzan en sus procesos psicosociales y de inclusión a la sociedad. Los centros La Victoria y El Rosario brindan, cada uno, una cobertura de 100 cupos. Estos dos espacios ofrecen opciones de proyectos productivos como los cultivos de alimentos, piscicultura y arte.

Los ciudadanos ex habitantes de calle vinculados a estas dos comunidades de vida reciben formación y capacitación en áreas de agricultura. Acompañamiento en terapia ocupacional, psicología, trabajo social y pedagogía.
 
 
 

“Apoyamos el proceso de dejar de habitar la calle de las personas que llegan a la comunidad, por medio de talleres buscamos que encuentren nuevas habilidades y así ayudar en su proceso ocupacional”, manifestó Natalia Primiciero, coordinadora de La Victoria.

Actualmente, La Victoria cuenta con 78 participantes: 9 mujeres, 65 hombres y 5 personas de la comunidad LGBTI que, mediante los talleres de artesanías y agrícolas y; con un proceso psicosocial, los exhabitantes manifiestan sus intereses y así los profesionales se encargan de guiar su proceso para ayudarlos a culminar los cinco momentos.

De acuerdo con Primiciero, “los participantes entran en momentos, así le llamamos. Por ejemplo, cuando un ciudadano llega a Momento 1 la idea es que la persona inicie con su proceso de adaptación, manejo de hábitos, de ansiedad y; en cada Momento, van manejando un objetivo, pero eso es individual de acuerdo al plan de atención se define qué objetivo. En la medida que van cumpliendo los objetivos van avanzando y cuando está en Momento 4 y 5 empieza todo el proceso ocupacional y la preparación para el egreso”.

Por su parte, José Herney Díaz, coordinador de El Rosario explica cómo el contacto con la agricultura ayuda y muestra una evolución en los procesos de los participantes. “En El Rosario, los ciudadanos son libres de elegir sus actividades de interés. Tenemos espacios de agricultura, han aprendido a sembrar y cosechar plátano, yuca, arveja, lechuga, fríjol, limón, aguacate. También tiene espacios deportivos y lúdicos que les alimenta el alma”.

Cultivando para un cambio

Cuando Jhon Díaz, participante, ingresó a La Victoria percibió un ambiente agradable y con unos meses de estadía ha visto un cambio favorable y avanzado en su proceso social. Según él, la ayuda de los profesionales es satisfactoria porque los asesoran de la mejor manera. “Nos dedicamos al cultivo, sembrado de diferentes plantas. Tenemos educadores que nos orientan y gracias a ellos logramos que toda salga bien diariamente. Es una misión para un proceso de vida y un futuro nuevo no solo para mí, sino para mi familia. Lo que sembramos se logra producir con el fin de que sea recibido de buena manera por la sociedad”.

Los talleres agrícolas, según explicó Carlos Peláez, ingeniero agrónomo de La Victoria cumplen con identificar diferentes modalidades en el área agrícola. “Con los ciudadanos se tiene una inducción teórica, antes de realizar cualquier labor o actividad dentro del área, damos una iniciativa, una pauta y dejamos que ellos fluyan y en el camino se va corrigiendo el proceso”, contó el profesional.

Apadrinando el arte

Arte se respira en cada rincón de las comunidades de vida de La Victoria y El Rosario. La música, el canto y las manualidades hacen que el lugar tenga un ambiente agradable y tranquilo a la hora de caminar por sus pasillos.

Tejer hamacas, manillas, bolsos, hacer figuras en origami, elaborar pesebres, arte country, son actividades que hacen parte de los grupos de interés. En este espacio la pasión se encarga de hacer volar la imaginación y creatividad de los exhabitantes de calle. A diferencia de los talleres que realizan a diario y que hacen parte del proceso de inclusión, existe áreas de libre expresión.

“Nosotros lo que hacemos es colaborar con todo lo que ellos necesiten, por eso hemos generado un tema de plan padrino que se hace para los ciudadanos que no tienen ingreso, pero que tienen habilidades con las manualidades. La idea es no seguir generando asistencialismo, porque si se les regala plata van a seguir con esa idea”, explicó Primiciero.

Actualmente hay siete participantes que se encuentran apadrinados. La forma de pertenecer al plan padrino es sencilla, cualquier persona puede hacerlo, solo tiene que escoger cuál es el tipo de arte que quiere apoyar. El próximo viernes 27 de noviembre se llevará a cabo una feria de navidad en las instalaciones de la Comunidad de Vida La Victoria, allí las personas podrán disfrutar de la oferta cultural y obtener más información por el plan padrino.
  

 
Facebook

Noticias Recientes
Juventud 17 Junio 2021

Nuevos servicios sociales para los y las jóvenes vulnerables de Bogotá

Nuevos servicios sociales para los y las jóvenes vulnerables de Bogotá
En el marco de la nueva resolución 509, los servicios socia...
Juventud 17 Junio 2021

Con ‘RETO a tu barrio’, cada 15 días hay nuevas oportunidades para jóvenes vulnerables en Bogotá

Con ‘RETO a tu barrio’, cada 15 días hay nuevas oportunidades para jóvenes vulnerables en Bogotá
Durante 2020 y 2021, la ‘Estrategia RETO’, iniciativa distr...
Infancia y Adolescencia 17 Junio 2021

Estrictos protocolos de bioseguridad en jardines infantiles de Los Mártires y Santa Fe

Estrictos protocolos de bioseguridad en jardines infantiles de Los Mártires y Santa Fe
Actualmente asisten 34 niñas y niños, divididos en grupos e...
Footer