Secretaría Distrital de Integración Social

Facebook Twitter YouTube Escudo Colombia
A- A A+

 

 
• Más de 600 funcionarios entre Alcaldía de Bogotá y Policía Metropolitana, participaron en el operativo.
• 175 habitantes de calle aceptaron la oferta social de la Alcaldía Peñalosa.
• Las autoridades lograron la incautación de cerca de 200 armas cortopunzantes y varias dosis de bazuco.
• 45 ‘Ángeles Azules’ ofrecieron los servicios a los habitantes de calle en el Canal Comuneros.
 
Bogotá, D.C julio 17 de 2019 (@Bogota). Ante la petición de la comunidad que habita en los barrios aledaños a la Avenida Sexta, y por indicación del alcalde Enrique Peñalosa, la Alcaldía de Bogotá, en coordinación con la Policía Metropolitana, intervino integralmente el Canal de Los Comuneros en el centro de la ciudad, que estaba siendo ocupado por población habitante de calle, desde la carrera 24 hasta la Avenida NQS.

“Este trabajo coordinado entre varias entidades de la Alcaldía de Bogotá y la Policía Metropolitana, permitió salvar vidas de habitantes de calle que arriesgaban su integridad habitando en este lugar y, además, generar espacios más seguros para la ciudadanía de los barrios aledaños, quienes nos estaban pidiendo recuperar este lugar ante los hechos de inseguridad que se han venido presentando últimamente”, explicó el secretario de Seguridad, Convivencia y Justicia, Jairo García.

En la intervención, la Alcaldía de Bogotá logró que 175 habitantes de calle aceptaran la oferta social dispuesta por la Secretaría Social e Idiprón, entre ellos, 17 jóvenes, 29 mujeres, 128 hombres adultos y una persona LGTBI.
 
 
 
 
 

“Desde la semana pasada, los Ángeles Azules han estado interviniendo el Canal Comuneros, visitándolo, sirviendo a la comunidad y ofreciendo la oferta social del Distrito a todos los habitantes de calle. Garantizaremos nuestra presencia en los barrios y en los parques aledaños al Canal de Los Comuneros y seguiremos atendiendo a los habitantes de calle con profesionales que están dispuestos a servirles y apoyarles en el proceso de rehabilitación y reintegración a la vida social”, expresó Gladys Sanmiguel Bejarano, secretaria de Integración Social.

El operativo contó con el acompañamiento de la Personería de Bogotá y entidades como Aguas de Bogotá y la Uaesp, quienes hicieron un trabajo de recuperación del espacio público e invitaron a la población habitante de calle a abandonar el lugar, debido al peligro que corren al permanecer en cambuches, sobre todo en épocas de lluvia que generan la creciente del canal.

Durante varias horas de intervención, las autoridades incautaron en el lugar cerca de 200 armas cortopunzantes y varias dosis de droga.

Intervenciones en el Canal durante 2019

Esta intervención se suma a los 25 operativos realizados durante el año 2019 en el Canal Comuneros, en el que las autoridades lograron que 60 habitantes de calle aceptaran la oferta institucional de la Alcaldía de Bogotá. En materia de seguridad, la Policía capturó en el primer semestre del año a 13 personas por porte ilegal de estupefacientes y armas, se incautaron 2.800 dosis de bazuco y 529 armas cortopunzantes, mientras que las entidades distritales lograron recolectar seis toneladas de basura.

En este mismo lapso, la Administración del alcalde Enrique Peñalosa sostuvo reuniones con la comunidad del sector a través de tres Juntas Locales en los barrios Santa Isabel y Ricaurte, donde la ciudadanía expresó su preocupación por hechos de inseguridad en los entornos al Canal y pidió una intervención más profunda en el lugar.

Luego de este operativo, la Alcaldía de Bogotá y la Policía continuarán con la presencia institucional en el Canal Los Comuneros, a través trabajos de prevención y control al delito.

De igual manera, las 24 horas del día, los 7 días de la semana, el equipo de 700 ‘Ángeles Azules’ de la Secretaría de Integración Social, adelantan la búsqueda y oferta de servicios a habitantes de calle en los 15 centros de atención integral.

En lo corrido del año 2019, 7.169 habitantes de calle han sido atendidos en calle y en los centros de atención de la Secretaría Social. En la presente Administración, 2.323 habitantes de calle han desarrollado procesos para mejorar su vida, de ellos 618 culminaron con éxito logrando alejarse de las calles.

 
 
Facebook

 

 
• Seis hogares de paso estarán disponibles con atención integral inmediata para los habitantes de calle.
• 700 ‘Ángeles Azules’ conforman el equipo de contacto activo, educación en calle, atención en los centros y localidades.

• 15 centros de atención en la ciudad para la población habitante de calle que acepte salir de su condición.

Bogotá, 16 de julio de 2019. Desde la reciente intervención en el ‘Canal Comuneros’ el pasado viernes, continúan las acciones diarias con los ‘Ángeles Azules’ en calle y centros de atención. Esta semana ya van 13 ciudadanos habitantes de calle que han aceptado la oferta institucional, y se suman a los 36 que voluntariamente decidieron ser trasladados a los hogares de paso de la Secretaría de Integración Social, la semana pasada.

Las acciones en calle continúan alrededor del ‘Canal Comuneros’ con un equipo diario de ‘Ángeles Azules’, quienes invitan a los habitantes de calle que pernoctan en el sector a los hogares de paso como ‘Cr 35’, ‘Bakatá’, ‘Cr 35’, ‘Calle 18’, ‘Mujeres Diversas’ y ‘Carreteros con animales de compañía’ todos ellos ubicados en las localidades de Puente Aranda, Los Mártires, Santa Fe y Candelaria.

“Estamos muy atentos a todo lo que pasa en el sector del ‘Canal Comuneros’. Sabemos que la ciudadanía está preocupada, pero lo más importante es contarles que tenemos a nuestros ‘Ángeles Azules’ en la zona ofreciendo nuestros servicios y trabajando de manera articulada con otras entidades del Distrito con todas sus rutas de atención para la población habitante de calle que permanecen en el lugar”, resaltó la secretaria de integración social, Gladys Sanmiguel Bejarano.
 
 

El día de hoy un equipo de ‘Ángeles Azules’, estuvieron presentes en la zona del parque ‘Veraguas’ con su campaña ‘Ayudemos de Verdad’, una estrategia que busca de manera puntual, conocer los centros de atención como son los hogares de paso al servicio de los habitantes de calle, sus lugares de ubicación y el traslado al servicio para los habitantes de calle, quienes así lo decidan para que estén alejados del consumo y la calle, recibiendo acompañamiento para la restitución de sus derechos y la dignificación a través de la recuperación de hábitos de aseo personal, alimentación, dormitorios y el inicio de procesos personales en compañía de sus familias.

A través de la estrategia de ‘Educación en Calle’, los ‘Ángeles Azules’, adelantan atención a ciudadanos y ciudadanas habitantes de calle, quienes no asisten a los hogares, pero que se garantizan sus Derechos a través de la activación de rutas de atención. Así mismo, se adelantan acciones pedagógicas y diálogos comunitarios que invitan a la ciudadanía a entender más sobre el fenómeno de habitabilidad en calle, los servicios que el Distrito ofrece a esta población y las diferentes campañas en donde se invita a ser un ‘Buen Vecino’, minimizando los factores de permanencia como dar limosna o regalar alimentos, ya que estas acciones en muchos casos, originan que el fenómeno tenga mayor presencia en la ciudad y el dinero que se entrega termine en un gran porcentaje en los lugares de expendio de drogas.

Por otra parte y gracias al apoyo de organizaciones privadas, el pasado sábado se adelantó en el sector de la plazoleta del barrio ‘San Bernardo’ una jornada de desarrollo personal dirigida a más de 350 habitantes de calle quienes acudieron al llamado del Distrito y recibieron servicios de autocuidado personal con baños y duchas móviles, acompañamiento en salud, peluquería, atención a mascotas de compañía como perros y gatos, así como entrega de alimentos y algunos servicios adicionales por parte de las organizaciones privadas.

De igual manera, las 24 horas del día, los 7 días de la semana, el equipo de ‘Ángeles Azules’ adelanta búsqueda y oferta de servicios a los habitantes de calle en diferentes sectores en donde esta población es más evidente. Esto ligado a la presencia del comercio, reciclaje y lugares de consumo de sustancias psicoactivas.

En lo corrido del año 2019, 7.169 habitantes de calle han sido atendidos en calle y en los centros de atención de la SDIS. En la presente administración, 2.323 habitantes de calle han desarrollado procesos para mejorar su vida, de ellos 618 culminaron con éxito logrando alejarse de las calles.

Entre enero y junio de 2019, a través de la implementación de la estrategia de prevención del fenómeno de habitabilidad en calle en la diferentes localidades del distrito, 7.620 personas participaron en los talleres de ampliación de capacidades para la prevención en los que se abordaron temas como: el Fenómeno de habitabilidad en calle, consumo de sustancias psicoactivas y violencia intrafamiliar. 

 
 
Facebook

 

 
Bogotá, junio 27 de 2019. Llega a la Secretaría Distrital de Integración Social la ‘Ropatón’ y hoy te vamos a contar cómo desde tu hogar, también puedes ayudar.

Paso 1:

Verifica en tu vivienda, si tienes ropa usada en buen estado para hombre y mujer que ya no utilices, y deseas donarla a los ciudadanos y ciudadanas habitantes y exhabitantes de calle vinculados a los servicios en los centros de atención de la entidad.

Paso 2:

Alista las prendas que donarás, teniendo en cuenta que sean tallas para personas mayores de 25 años. Puedes identificar en tu revisión: sacos, pantalones, faldas, vestidos, blusas, camisas, camisetas, chaquetas, zapatos, correas, accesorios para mujer, bolsos, bufandas, ‘jatas’, sombreros, etc.

Paso 3:

Tráelas y deposítalas en las cajas que encontrarás en el Nivel Central y Subdirecciones Locales identificadas con el afiche de la campaña ‘Ropatón’ o acércate a la Subdirección Para la Adultez, ubicada en el piso 14 del Edificio de ‘San Martín’. Allí estarán listos para recibir directamente tus donaciones.

Los elementos recolectados, se entregarán a los más de 1.200 habitantes de calle, quienes acuden a diario y adelantan la recuperación de sus hábitos de autocuidado, alimentación y sueño en los seis hogares de paso como ‘Bakatá’, ‘Cr 35’, ‘Calle 18’, ‘Cr 13’,’Carreteros y animales de compañía’ y ‘Mujeres Diversas’.

Así como los 800 exhabitantes de calle, quienes de manera institucionalizada continúan con sus proceso de recuperación personal en las comunidades de vida el ‘Camino’, ‘Ricaurte’, ‘Sasaima’, el ‘Centro de Atención Transitorio’ y el centro de ‘Alta Dependencia Funcional’.

Todos podemos ayudar de verdad, ¡solo faltas tú! 

 
 
Facebook

 

 
Bogotá, 2 de julio 2019. Marisol Ariza Morales es una bailarina ‘Ángel Azul’ que pone a gozar con cumbia, bambuco, reggae y otros ritmos musicales a muchos habitantes y exhabitantes de calle, quienes buscan un cambio para sus vidas a través de los servicios recibidos en los centros de atención de la Secretaría Distrital de Integración Social.

Nacida en las hermosas tierras llaneras, su niñez la vivió en Flandes (Tolima), un lugar en donde la música y el folclor tradicional de esta región, corren por las venas de sus pobladores. Sus años escolares estuvieron acompañados por la música y algunas presentaciones en las tradicionales ‘izadas’ de bandera en donde hacía gala al ritmo de las danzas típicas de nuestra Colombia ¡Tierra querida! Ese fue el punto de partida de una carrera que durante mucho tiempo Marisol vive y goza con vocación.

A la edad de 10 años, y de la mano de su madre a quien adora con toda el alma, empezó a dar sus primeros ‘pinitos’ en la danza y el baile, formando parte de la agrupación ‘Sangre Latina’ muy conocida en Flandes. También hizo parte de ‘Colombia Vive’ un grupo de danzas en donde apenas con 16 años de edad, dio inicio a cientos de giras nacionales, presentándose en diferentes show, tarimas y festivales.
 
 

Marisol compartía las rutinas de sus ensayos con los estudios en ‘Pedagogía Infantil’, profesión que años después, y gracias a su experiencia en el arte de las danzas, la llevó a vincularse laboralmente en el mismo colegio donde realizó su bachillerato. Allí sus conocimientos en danzas los compartía en cada clase con los niños, niñas y jóvenes de los grados de primaria y bachillerato.

“La idea de estar en un escenario y los nervios que se viven en una tarima, es lo que más me impulsa a bailar. Contar en la mente cada tiempo para darle seguimiento a la coreografía, sonreír, escuchar la música de fondo, sumado a los aplausos, arengas y silbidos que te pueden ofrecer en un escenario con más de 15.000 personas en donde nos presentábamos con frecuencia, es lo que más me hace vibrar en la vida”, menciona Marisol, recordando las tantas presentaciones en las que ha participado.

Y no es para menos, si mencionamos algunas de ellas como la vinculación a los ‘Festivales Folclóricos Colombianos’ en la ciudad de Ibagué. Presentaciones en grandes tarimas en Valledupar, Cajicá y Bogotá, así como coreografías en las más importantes fiestas del país como el ‘Reinado Nacional del Turismo’ y el ‘Reinado Nacional del San Pedro’.


“Recuerdo una vez, cuando me asignaron el liderazgo en una de nuestras presentaciones, íbamos con un cuadro de danza tolimense que incluía ritmos como ‘Caña’, ‘Rajaleñas’ y el ritmo bambuco fiestero que es la tradicional canción de ‘San Pedro en el Espinal’. Ese día yo tenía la gran responsabilidad con mi equipo de danzas de brindar una gran presentación a todos los visitantes y turistas que asistían al ‘Reinado Tradicional del San Pedro’, ese es uno de los más grandes para mi vida profesional”, recuerda Marisol.

1, 2, 3, 4 y repite

Hace cinco años, Marisol llegó a Bogotá buscando nuevas oportunidades para su carrera artística. Se vinculó a la Secretaría Distrital de Integración Social en el grupo artístico del Centro de Desarrollo de Capacidades, convirtiéndose en la bailarina ‘Ángel Azul’ que motiva a cientos y cientos de habitantes y exhabitantes de calle a danzar en esos nuevos caminos de alegría, lejos de las drogas y las calles.

Marisol, tiene una rutina diaria de enseñanzas y aprendizajes en talleres de danzas que desarrolla todos los días con los beneficiarios de los hogares de paso y comunidades vida. Sus clases inician con acciones de reconocimiento al cuerpo, luego de un largo paso por las calles y el consumo de drogas, el cuerpo humano es uno de los más afectados en todas esas situaciones vividas en la calle por ello es vital empezar a generar de nuevo amor, confianza y respeto a sí mismo.

“1,2,3,4 y 1,2,3,4 y repite. Así vamos marcando cada paso en las coreografías ensayadas. La concentración y dedicación a cada movimiento es muy importante, y para los participantes en el baile llevar a cabo esas nuevas responsabilidades y tareas, los apropian más a seguir no sólo como compromiso en la puesta en escena de cada baile, sino afianzar sus procesos de recuperación personal. Muchos de las personas, exhabitantes de calle, quienes se vinculan a las coreografías, alguna vez en sus vidas, fueron bailarines, artistas y coreógrafos, ellos también aportan todo su conocimiento y experiencia en los ajustes a la hora de crear pasos y bailes”, menciona Marisol.

La bailarina ‘Ángel Azul’, ama la danza folclórica y la lleva en su sangre. Todos los días, disfruta de sus bailes y escucha ritmos nuevos internacionales para los cuales les dedica mucho tiempo para estudiarlos y compartirlos con sus estudiantes exhabitantes y habitantes de calle. Actualmente se prepara con sus compañeros de la Compañía ‘Kaluá’ para participar en Argentina en los festivales de danzas que se celebran en ese país.

Actualmente acaba de finalizar el ‘Tercer enucentro Intercentros de Danzas’ para habitantes y exhabitantes de calle de los centros de atención en donde más de 200 personas disfrutaron de bailes y ritmos muy conocidos en el país.

 
 
Facebook

 

 
Bogotá, 19 de junio de 2019. Wendy Yurani Luna nunca imaginó que gracias a sus dones y cualidades personales, la iban a llevar tiempo después, a maquillar rostros y contagiar de alegrías, sueños e ilusiones a cientos y cientos de habitantes de calle, a quienes ella logra cautivar a través del arte ‘Circense’.

Hace siete años por cosas de la vida, según Wendy, y luego de dejar sus estudios en una carrera profesional que no culminó, el destino la llevó a conocer la Carpa de ‘Circo Ciudad’. La magia, los colores, la fantasía, los payasos, los mimos y la oportunidad de robarle una sonrisa a la vida, la contagiaron de esa energía y la impulsaron de nuevo a formarse profesionalmente, esta vez con algo totalmente nuevo para su vida, pero que sería el inicio de una gran función para su crecimiento y el beneficio de muchas personas.
 

“Aunque el circo nació hace muchos años en nuestros barrios y calles en donde muy pocos teníamos la fortuna de asistir a una de esas funciones, con el tiempo la gente ha dejado de visitarlos. Creo que es un maravilloso lugar en donde nunca dejaremos de ser niños de nuevo así sea por unas cuantas horas. Allí la magia, las risas, los clásicos trucos con sombreros, varitas y un buen show de payasos, nos hacían viajar a un mundo lejos de tensas situaciones como las que se viven en la actual sociedad”, resalta Wendy quien no deja por un segundo de mostrar esa alegría y pasión que le causa hablar del arte ‘circense’.

Las funciones y presentaciones entre teatro y música a Wendy Yurani le iban abriendo puertas en diferentes lugares, hasta que finalmente, el camino la llevó a hacer parte del Centro de Desarrollo de Capacidades, de la Secretaría Distrital de Integración Social; un hogar en donde los exhabitantes de calle en procesos de recuperación tienen un espacio para la formación personal en artes y oficios, siendo estas herramientas básicas para una inclusión social.

Como todo superhéroe, se necesitaba de un coequipero para lograr más que una sencilla clase de arte. Y por ello, en aquel centro de atención conoció a Daniel Torres, un colega ’circense’ con la magia y energía que se requiere para hacer cosas positivas.

Daniel Torres tiene más de 10 años de experiencia en este arte. Se ha vinculado a diferentes convenciones y festivales callejeros en espacios convencionales y no convencionales. Ha participado de varios encuentros en diferentes países, así como la vinculación a proyectos de circos como: ‘Circo Ciudad’ y la carpa del circo del ‘Muro de Espuma’. Esta experiencia y una buena combinación de ideas, lograron que naciera el ‘Circo Semilla’, un proyecto en donde los exhabitantes de calle en proceso de recuperación se interiorizan con el arte ‘circense’.

Payasos que le sonríen de nuevo a la vida

El ‘Circo Semilla’ cuenta con más de 50 actores, exhabitantes y habitantes de calle vinculados a los servicios, quienes se caracterizan como payasos o mimos, también practican acrobacias, malabares, teatro y equilibrio en la tradicional cuerda floja y el monociclo. El ‘Circo Semilla’ tiene un show de treinta minutos llenos de magia y fantasías que incluye la presentación de los tradicionales payasos y algunas acrobacias básicas. La puesta en escena siempre cuenta diferentes historias a través de varios personajes y en donde el humor y la imaginación no tienen fronteras.

Una hora de ensayo en el ‘Circo Semilla’ requiere de mucho esfuerzo y dedicación. Luego del calentamiento básico, se inicia con un trabajo de maquillaje en donde la técnica debe ser la más apropiada de acuerdo al show que se desea presentar. No siempre el maquillaje de payaso va incluido en una obra y para eso tener varias opciones pueden tener un contexto diferente en los espectadores. Una lágrima en los ojos, una línea gruesa o delgada en las cejas o incluso un buen color rojo en los labios, identifica a cada personaje en la función y le da sentido a la misma.

Luego de la preparación física, viene un repaso al guión y la puesta en escena establecida. Se repasan las líneas de obras ya avanzadas como: ‘El Payaso TV’ un programa animado dirigido por payasos en donde las noticias cotidianas se transforman cómicamente y hacen parte del show. También está ‘El Payatón’, una puesta en escena que habla del conflicto armado pero a través de lo cómico y del circo cuenta otra cara de la realidad.

“El payaso, no es un personaje tradicional, es un ser al que se le permite todo, no solo estar feliz, sino de hacer reír con lágrimas, no es alguien que viva contento, es alguien que contagia de una alegría a otros, es por ellos que muchos exhabitantes toman éste personaje y explotan lo mejor en su personificación, ellos entienden que es un ser humano con problemas, sueños, metas y para el cual, hacer reír a otros es una responsabilidad y no una payasada”, menciona Wendy, quien no deja de admirar el trabajo de cada beneficiario al momento de actuar.

El ’Circo Semilla’ ha tenido presentaciones en diferentes lugares de la ciudad como: La Casa del Teatro Nacional, Teatro Publio Martínez en la localidad de Usme, Carpa de Circo Juan Bosco Obrero en donde se realizó en los últimos meses el ‘Festival Internacional de Circo Semilla’, así mismo en muchas obras realizadas en diferentes actividades organizadas por los ‘Ángeles Azules’ en las calles y barrios de la ciudad capitalina.

Actualmente desde el Centro de Desarrollo de Capacidades se lideran este tipo de acciones vinculadas con el arte y la cultura, haciendo parte de la restitución de los derechos de los ciudadanos habitantes de calle y su nueva inclusión social. 

 
 
Facebook

Noticias Recientes
Otros 27 Octubre 2020

Secretaría de Integración Social continuará brindando atención presencial a la ciudadanía

Secretaría de Integración Social continuará brindando atención presencial a la ciudadanía
• En las 16 Subdirecciones locales de la Secretaría de Inte...
Discapacidad 27 Octubre 2020

Nuevas apuestas que deja el Primer Congreso Internacional sobre Discapacidad

Nuevas apuestas que deja el Primer Congreso Internacional sobre Discapacidad
• Xinia Navarro, Secretaria de Integración Social, aseguró...
Otros 27 Octubre 2020

La alimentación integral motiva los sueños de quienes reciben el servicio en Chapinero

La alimentación integral motiva los sueños de quienes reciben el servicio en Chapinero
● Más de 780 personas son participantes del proyecto ‘Compr...
Footer